viernes, 8 de febrero de 2013

Atún con salsa de almendras

Esta receta puede servirnos tanto para una comida o cena con aires orientales, como para una mesa más tradicional. 

La salsa de almendras es muy nuestra, al menos en Málaga. Y también muy de otras culturas como la japonesa, china o árabe.

El contraste del atún que es un pescado de sabor pronunciado con esta salsa es magnifico, vamos que se llevan muy bien!!


La cantidad de atún, como siempre, dependerá de cuantos comensales seamos. Yo como casi siempre, cocino para dos.
  • Un trozo de lomo de atún (entre 250 gr. y 300 gr. aprox)
  • Un "puñaito de almendras" (las que nos caben en la mano, un puñaito vamos)
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • Una rebanadita de pan
  • 1 o 2 dientes de ajo pelados
  • Un chorrito de aceite de oliva
  • Agua (no más de un vaso, la que nos vaya haciendo falta para rebajar la salsa) 
  • Una pizca de sal
 Si las almendras no vienen peladas, las sumergimos un minutito en agua hirviendo, después la metemos bajo el grifo con agua fria, y la piel saldrá sola sin esfuerzos.

Damos un golpe seco a los dientes de ajo para romperlos un poco. En la sartén con un chorrito de aceite de oliva a fuego lento, doramos un poco los ajos junto con las almendras y la rebanada de pan troceada. No hay que dejar que se oscurezcan, tienen que estar blanquitas y un pelín doradas.

Vertemos en una picadora (o mortero para quién no tenga, que es como se hacía antigüamente), y lo picamos. Podemos reservar un poco de este picadillo para luego decorar, que si veis la foto queda muy bien.

Devolvemos a la sartén, a fuego lento, y añadimos el vino blanco y una pizca de sal. Cocinamos hasta que reduzca un pelín. Vamos añadiendo agua hasta que la salsa sea suave. Ésta salsa espesa muy deprisa, pero añadiendo un poquito de agua se soluciona sin problemas.

Cortamos el atún en taquitos y los cocinamos en otra sartén, cada uno al punto que le guste. Lo añadimos a la salsa y cocinamos unos minutos más. Si vemos que la salsa se espesa mucho añadimos agua poquito a poco hasta que esté como queremos.

Mi salsa tiene mijillas marroncillas porque he usado pan de semillas, que es el que yo como y el que tenía en casa en ese momento. Pero igual o más buena ha salido la salsa.



 


 

Pulled chicken (Pollo deshilachado)

Que ganas tenía de enseñaros esta receta que como siempre, es muy fácil de hacer y está para chuparse los dedos. Literalmente. En casa somos...